Oraciones Navidad

arbol

Se acerca la Navidad y aunque ya en artículos anteriores hemos hablado de su origen y significado y, hemos hablado también de otros aspectos estrechamente relacionados con las fiestas navideñas, como es el caso del significado de las esferas navideñas, el significado del adviento, e incluso el origen del árbol de Navidad; algunos de nuestros lectores nos han pedido que les compartamos más información sobre esta festividad tan importante en el mundo católico y en general, en el mundo occidental. Por tal motivo, creemos conveniente en este post compartirles algunas de las oraciones que la gente acostumbra a decir durante sus celebraciones ya sea durante la Noche Buena o en Navidad.

Oración al Nacimiento de Jesús
Dios Todo Poderoso, que derramas hoy sobre nosotros la nueva luz del Verbo encarnado, haz que la fe de este misterio se infunda también en nuestros corazones. Señor y Dios nuestro, haz del mismo modo, te lo rogarnos, que celebrando con alegría la Natividad de Nuestro Señor Jesucristo, merezcamos, por una vida digna de Él, gozar de su presencia. Así sea.
Fuente: “Devocionario Católico”

Pregón de Navidad
Os anunciamos, hermanos y hermanas, una buena noticia, / una gran alegría para todo el pueblo. / Escuchadla con corazón gozoso: / Habían pasado miles y miles de años / desde que, al principio, Dios creó el cielo y la tierra / e hizo al hombre y a la mujer a su imagen y semejanza. / Miles y miles de años habían transcurrido / desde que cesó el diluvio / y el Altísimo hizo resplandecer el arco iris, / signo de alianza y de paz. / En el año 752 de la fundación de Roma; / en el año 42 del imperio de Octavio Augusto, / mientras sobre toda la tierra reinaba la paz, / en la sexta edad del mundo, / hace años, / en Belén de Judá, pueblo humilde de Israel, / ocupado entonces por los romanos, / en un pesebre, porque no tenían sitio en la posada, / de Santa María la Virgen, esposa de José, / de la casa y familia de David, / nació Jesús, llamado Mesías y Cristo, / que es el Salvador que el pueblo esperaba. / Alegraos, hermanos. / Esta es la buena noticia del ángel: / “Os ha nacido un Salvador: el Mesías, el Señor”.
Fuente: “Devocionario Católico”:

Oración para bendecir la cena de Navidad
Danos alegría, paz, salud, pan… durante toda nuestra vida.

Danos fuerza y ternura para ser hombres y mujeres justos donde haya buenos días y muchas noches-buenas, como ésta y la que celebraremos con nuestras familias el 24 de diciembre.

Queremos decirte una vez más, Señor, que creemos en ti desde nuestro corazón de niños, creemos en ti desde nuestra fe de adultos.

Actúa en medio de nosotros, hombres y mujeres en la Historia, para hacerla tu Reino; para que vivamos reconciliados en la bondad, el amor, la sensibilidad, la justicia. Signos reales de que nuestro corazón será el pesebre donde Tú vas ha nacer una vez más.

Para orar en familia
Señor Jesús, / Tú eres amor y vida. / Has querido nacer como todos nacemos, de una mujer. / De esta forma has bendecido a la familia. / Haz que cada familia se convierta en verdadero santuario de vida y amor. / Haz que tu gracia guíe los pensamientos y las obras de los esposos, hacia el bien de sus familias. / Haz que las jóvenes generaciones / encuentren en la familia / un fuerte apoyo para su crecimiento en la verdad y en el amor. / Haz que los niños sean esa semilla de esperanza en la familia / y así, con nuestro amor renueve su inocencia. / Haz que el amor santificado por la gracia del matrimonio, / se demuestre mas fuerte que cualquier debilidad / y cualquier crisis.

Oración navideña
De un Dios que se encarnó muestra el misterio
la luz de Navidad.
Comienza hoy, Jesús, tu nuevo imperio
de amor y de verdad.

El Padre eterno te engendró en su mente
desde la eternidad,
y antes que el mundo, ya eternamente,
fue tu Navidad.

La plenitud del tiempo está cumplida;
rocío bienhechor
baja del Cielo, trae nueva vida
al mundo pecador.

¡Oh santa noche! Hoy Cristo nacía
en mísero portal;
Hijo de Dios, recibe de María
la carne mortal.

Hoy, Señor Jesús, el hombre en este suelo
cantar quiere tu amor,
y, junto con los ángeles del Cielo,
te ofrece su loor.

Este Jesús en brazos de María
es nuestra redención;
cielos y tierra con su abrazo unía
de paz y de perdón.

Tú eres el Rey de paz, de ti recibe
su luz el porvenir;
Ángel del gran Consejo, por ti vive
cuanto llega a existir.

A ti, Señor, y al Padre la alabanza
y de ambos al Amor.
Contigo al mundo llega la esperanza;
a ti gloria y honor.
Amén.

Como de costumbre, si ustedes conocen otras que quieran que incluyamos, no duden en hacérnoslo saber a través de sus comentarios.

Agrega un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *