San Judas Tadeo: historia

sanjudas_nurembergActualmente reconocido por los practicantes del catolicismo como el Santo Patrono de las Causas Imposibles y uno de los santos más populares del catolicismo, Judas Tadeo fue uno de los 12 discípulos de Jesús, a quien no se le debe confundir con Judas Iscariote, que a su vez y según las Sagradas Escrituras, traicionó a Jesús entregándolo al Sanedrín.

Existen muy pocos datos concretos sobre San Judas Tadeo, lo poco que sabemos de este santo es que nació aproximadamente en el año 1 de nuestra era y murió entre los años 60 y 70 en Suamir o Edessa, un poblado de Mesopotamia. Sus padres eran Cleofás y María y sus tíos-abuelos eran San Joaquín y Santa Ana, padres de la Virgen María, lo que lo convierte a su vez en sobrino de ésta y de San José, y primo de Jesús de Nazaret; convivió con él desde muy pequeño y cuando comenzó a predicar, lo siguió, convirtiéndose en uno de sus 12 apóstoles. Aunque esta relación familiar no le aseguró ser uno de los apóstoles más mencionados, sí le permitió tener un rol especial en la última cena, en el Evangelio de Juan se menciona que Judas Tadeo se acercó a Jesús y le dijo:

Señor, ¿qué pasa para que te vayas a manifestar a nosotros y no al mundo? Jesús respondió: Si alguno me ama, guardará mi Palabra, y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos morada en él.
Juan 14, 22-23

Incluso su nombre es un misterio y no hay dos escritos que coincidan sobre su verdadero nombre; San Jerónimo de Estridón lo llamaba el Trinomio debido a los tres nombres que lo identifican, entre ellos Judas Tadeo y Judas de Santiago. Judas proviene del hebreo y significa “alabanzas sean dadas a Dios“, Tadeo es muy probable que provenga de la palabra aramea “tadda“ que significa “pecho“ y que hace referencia a la grandeza de su corazón, aunque también puede significar valiente.

Por último, hay quienes afirman que Judas Tadeo y Judas de Santiago fueron la misma persona; sin embargo, es muy probable que Santiago fuera el hermano menor (Apostol Santiago el Menor) de Judas. El hecho de que en el Evangelio de San Juan se le llame Judas Tadeo se debe principalmente a que era necesario diferenciarlo de Judas Iscariote, reconocido hoy en día como el traidor más grande de la historia cristiana; Mateo también lo llamaba Judas Tadeo; sin embargo, en el Evangelio de Lucas y en Hechos se le conoce como Judas de Santiago.

En cuanto a su aspecto, tampoco ha habido un acuerdo, a lo largo de la historia se le ha representado de distintas maneras. Ya en el año 950 se le representaba portando en su pecho un medallón con el retrato de Jesús. Actualmente es representado con dicho medallón, además de una flama sobre su cabeza, un rollo que representa a la Epístola de Judas y portando en su mano un hacha o un mazo, que simbolizan el arma con la que fue ejecutado.

El día 28 de octubre de cada año, los católicos celebran el día de San Judas Tadeo, aunque la costumbre se extiende al día 28 de cada mes para celebrarlo; algunos otros acostumbran a celebrarlo el 1 de julio junto con San Simón.

San Judas Tadeo: milagros

¿De dónde proviene la creencia de que San Judas Tadeo es el patrono de las causas imposibles?

Cuenta la leyenda que Santa Brígida tuvo una revelación de Jesús donde éste le indicaba que acudiera a San Judas para hacerle llegar sus peticiones imposibles, así lo hizo Brígida y desde entonces San Judas es el santo al que acuden los católicos cuando necesitan que interceda por alguna causa muy difícil de lograr.

Es muy probable, sin embargo, que la fama de San Judas Tadeo provenga la época en que predicó la palabra de Jesús. Después de evangelizar por 10 años en Mesopotamia, regresó a Jerusalén para el Concilio de los apóstoles y más tarde se reunió con Simón el Cananeo para predicar en Persia. Uno de sus primeros milagros consistió en llevar al rey Agbaro V de Edessa, mientras estaba enfermo, una imagen de Jesús con la finalidad de que se curara; cosa que sorprendentemente ocurrió. Junto con Simón de Cananea, no sólo predicó sino también obraron muchos milagros.

Se dice que mientras predicaban en Persia, fueron arrestados por los sacerdotes de la región y martirizados al negarse a adorar a sus dioses; a Judas le aplastaron la cabeza con un mazo y fue seccionada con un hacha.

5 Comentarios
  1. janeth
    enero 20, 2013 | Responder
  2. David
    noviembre 7, 2013 | Responder
  3. Chriss
    agosto 14, 2014 | Responder
  4. Orendain
    febrero 26, 2016 | Responder
  5. Paladin
    noviembre 15, 2016 | Responder

Añade un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *