¿Cómo saber si eres un vampiro?

nosfe

Antiguamente la creencia en la existencia de los vampiros estaba tan arraigada que casi cualquier suceso que escapara de su conocimiento podía ser visto como vampirismo, de acuerdo con cada país los vampiros tenían un comportamiento diferente así que era importante estar atento a cualquier señal de peligro, así que constantemente se preguntaban ¿cómo saber si eres un vampiro? y cómo identificar a los sospechosos sedientos de sangre.

Los primeros sospechosos de ser vampiros eran las personas que habían tenido una muerte violenta o misteriosa; sin embargo, en aquellos tiempos tan propensos a la superstición, cualquier persona con comportamiento o apariencia extraños era sospechoso de vampirismo. En China los cuerpos que no entraban en putrefacción eran vampiros; en Grecia, por su parte, las personas pelirrojas y con ojos azules no eran comunes, así que se consideraban características de los no-muertos y cuando morían no eran enterrados y de por vida eran vigilados, o al menos hasta que el cuerpo se descomponía. Por el contrario, en otros países europeos, cualquier persona que no recibía un funeral apropiado, se convertiría en vampiro.

Se creía que los vampiros tenían mal aliento, uñas largas, piel pálida y odiaban el ajo, así que cualquier persona que cumpliera una o más de estas características eran motivo de alerta y pánico; sin embargo, se creía también que si un gato negro saltaba en el ataúd de un muerto, este se convertiría irremediablemente en vampiro. Las personas que se suicidaron o los que renegaban de Dios, como castigo eran convertidos en vampiro, así que si alguna persona evitaba contacto con objetos religiosos y especialmente el agua bendita era porque seguramente era un vampiro. Y, desde luego, cualquiera que hubiera sido víctima de un vampiro se convertiría en uno de ellos.

Varios de esos mitos han llegado hasta nuestros días así que:

  • Huyes de la luz del sol.
  • Tu periodo de mayor actividad es durante la noche.
  • Odias el ajo.
  • Tienes piel pálida y uñas largas.

Eres un candidato perfecto a ser un vampiro, desde luego, basándonos en supersticiones antiguas sin sustento ni comprobación científica. Actualmente, el único vampirismo que existe es la enfermedad mental estudiada por la psiquiatría, los enfermos de vampirismo sienten la necesidad de beber y estar en contacto con la sangre; el término científico para el vampirismo es Síndrome de Renfield y hace alusión al sirviente de Drácula en la novela de Bram Stocker que se alimentaba de insectos para obtener vida.

175 Comentarios
  1. Mateo
    abril 25, 2013 |
  2. Yiseth
    abril 28, 2013 |
  3. lexa vassalord
    abril 29, 2013 |
  4. LATRENZANGA
    mayo 12, 2013 |
  5. leo
    mayo 13, 2013 |
  6. iris harumi
    mayo 16, 2013 |
  7. mayo 17, 2013 |
  8. Daniel
    mayo 18, 2013 |
  9. paola
    mayo 21, 2013 |
  10. anonimo
    mayo 30, 2013 |
  11. mayo 30, 2013 |
  12. Anonimo
    mayo 31, 2013 |
  13. katherine martinez
    junio 3, 2013 |
  14. junio 5, 2013 |
  15. junio 7, 2013 |
  16. Sarah
    junio 17, 2013 |
  17. WEST GYR
    junio 17, 2013 |
  18. ?????????
    junio 18, 2013 |
  19. bea
    junio 19, 2013 |
  20. alex
    junio 24, 2013 |
  21. julio 19, 2013 |
  22. stephany
    julio 26, 2013 |
  23. stephany
    julio 29, 2013 |
  24. agosto 14, 2013 |
  25. jaziel
    abril 5, 2014 |