Demonios del infierno

 

En este post hablaremos de algunos demonios de las tradiciones judía y cristiana que no fueron incluidos en nuestro post anterior:

307

Abadón
Es el “Ángel Exterminador” o “Ángel del Abismo” mencionado en el Apocalipsis 9:11 quien será encargado de encadenar durante 1000 años a Satanás. Su nombre proviene del hebreo Avadon que significa destrucción. Durante la Edad Media, se le consideraba el jefe de los demonios de la Séptima Dinastía que era responsable además por las guerras, las pestes y desastres naturales. A menudo se le identifica con Asmodeo, sin embargo, es una interpretación incorrecta.

Abrahel
En la Edad Media se creía que era una súcubo dedicada a seducir a los pobres de espíritu. Algunos la identifican como la Reina de los Súcubos.

308

Adralmelek
Dios asirio del Sol, al cual se le sacrificaban niños incendiándolos frente a su altar. Desde luego, al llegar el cristianismo, esta Deidad formó parte de los ángeles caídos y fue derrotado por Uriel y Rafael. Se le representa con pecho y cabeza humanos y el resto del cuerpo de pavo real o de mula. Es el gran ministro del imperio infernal y ministro también de la corte de Belcebú.

309

Asmodeo
Un demonio que se menciona en el Libro de Tobías, aunque sus orígenes se encuentran en el Zoroastrismo, después es adoptado por el judaísmo y por último pasó al cristianismo. Considerado el maestro de las matemáticas en el infierno, en la Edad Media es identificado con la lujuria y se creía que era amante de Lilith con quien había procreado a todos los demonios. Por último, algunas leyendas decían que Asmodeo era el padre de el gran mago Merlín.

Asrael
Asrael o Azrael es el “demonio de la muerte”; otros nombres comunes para este demonio son Azrail, Ashriel, Azaril, Azriel, Baltazar, y Ozryel. Aunque generalmente es considerado como un arcángel al servicio de Dios encargado de acompañar el alma de los muertos a su destino (una especie de psicopompo), en el Talmud judío aparece a la altura de Satanás.

Baal
En el vocabulario semita Baal significa “señor” o “dueño”. Considerado entre los demonólogos como el General en Jefe de los ejércitos del infierno. Baal era además considerado el gran duque del infierno.

310

Bael
Demonio de la astucia, el engaño y la mentira, que enseña a los hombres como ser invisibles, ejerce su influencia sobre el Reino Oriental Infernal. Lo encontramos representado con tres cabezas: una de sapo, otra de hombre y la última de gato.

Bitru
Conocido también como Sytr, príncipe del infierno que guía 70 legiones infernales y relacionado con la lujuria. Se le representa con alas de grifo y cuerpo de leopardo.

Mammon
Su nombre proviene del arameo que significa riqueza, algunos lo interpretan como confiado y otros argumentan que significa tesoro. En la Edad Media era considerado el Príncipe de los Tentadores, su símbolo es la injusticia, la ambición y la avaricia. Algunos demonólogos lo consideran el embajador del infierno en Inglaterra

Zaafiel
Demonio perteneciente a los denominados “ángeles de la destrucción”. Hay quienes piensan, sin embargo, que es un servidor de Dios.

2 Comentarios
  1. Candy
    mayo 9, 2011 | Responder
  2. Eyre
    octubre 1, 2012 | Responder

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *